¿Son necesarias las vitaminas prenatales?

El embarazo es una fase en la que es importante asegurar que la madre obtiene los nutrientes suficientes.

Es un estado fisiológico de desequilibrio hormonal, nutricional e inmunológico, y para satisfacer las necesidades nutricionales del feto y de la madre es necesario un mayor aporte de micronutrientes.

Una dieta equilibrada sería suficiente para poder satisfacer estas necesidades nutricionales, sin embargo, por distintas razones, muchas mujeres no llevan una dieta que permita la incorporación de todos los nutrientes necesarios y en la cantidad recomendada para el mantenimiento de un embarazo saludable.
Son necesarias las vitaminas en el embarazo
Algunas mujeres embarazadas desarrollan aversiones alimentarias durante sus embarazos, otras por razones personales, religiosas o médicas no les gusta consumir determinados productos como por ejemplo los de origen animal. Otras están obligadas a consumir un determinado tipo de dieta debido a condiciones como la enfermedad de Crohn, la diabetes o la enfermedad celíaca.
Todas estas mujeres pueden beneficiarse de los suplementos prenatales, ya que de éste modo podrán garantizar que el aporte de nutrientes para ellas y para sus bebés son óptimas.

¿Qué suplementos nutricionales son importantes en el embarazo?

Para evitar cualquier aberración o anomalía se recomienda consumir vitaminas prenatales antes de quedar embarazada, pero ésto siempre debes estar consensuado con el médico. Nunca se debe tomar ningún suplemento sin consultar previamente con el médico.

• Ácido fólico. 

Antes y durante el embarazo ayuda a prevenir defectos del tubo neural. Estos defectos son graves anomalías en el cerebro y la médula espinal.

 Hay que incluir en la dieta alimentos que contengan ácido fólico como son las verduras de hoja verde y el arroz integral, pero como es difícil obtener la cantidad de ácido fólico recomendada para el embarazo sólo a través de los alimentos, es importante tomar un suplemento de ácido fólico.

Se debe tomar un comprimido de ácido fólico 400 microgramos cada día antes de quedar embarazada y hasta la semana 12 de embarazo.

 

• Vitamina D.

Regula la cantidad de calcio y fosfato del cuerpo, muy importantes para unos huesos, dientes y músculos sanos.

La dosis diaria recomendada de vitamina D es de 10 microgramos al día, y deben considerar tomar un suplemento que contiene esta cantidad.
Nuestros cuerpos producen vitamina D cuando la piel está expuesta a la luz del sol, también podemos encontrar esta vitamina en algunos alimentos, como el pescado azul, los huevos y la carne roja. Pero como la vitamina D se encuentra sólo en un pequeño número de alimentos, ya sea de forma natural o añadido, para asegurar un aporte suficiente durante el embarazo, se debe considerar tomar un suplemento diario de vitamina D.

 

• Hierro. 

La falta de hierro (anemia) hará que te sientas muy cansada. La carne magra, los vegetales de hoja verde, las frutas secas y los frutos secos son fuentes de hierro.

Si el nivel de hierro en la sangre es bajo, el médico te aconsejará que tomes suplementos de hierro.

Un aporte adecuado de hierro es muy importante durante el embarazo ya que favorece el crecimiento y desarrollo del bebé.

 

• Vitamina C.

Protege a las células y ayuda a mantenerlas sanas.
Un aporte adecuado de vitamina C puede conseguirse mediante una dieta equilibrada que contenga frutas y verduras, como el brócoli, cítricos, tomates, pimientos, y las grosellas negras.

Los suplementos prenatales como la vitamina C y E son considerados potentes antioxidantes que previenen los radicales libres y las toxinas. Además, durante el embarazo, las vitaminas C y E pueden reducir el riesgo de hipertensión gestacional y complicaciones asociadas como la preeclampsia y los bebés con bajo peso al nacer.

 

• Calcio.

Es vital para la formación de huesos y dientes del bebé.

Los productos lácteos son la principal fuente de calcio, aunque también se puede encontrar en las almendras, la soja y verduras de hoja verde como el brócoli y la col rizada.

 

¿Por qué son necesarias las vitaminas prenatales?

Seguir leyendo:

Añadir comentario