¿Puede la limpieza de colon prevenir el cáncer de colon?

La limpieza del colon no es la mejor forma para prevenir un cáncer de colon, podría incluso llegar a ser perjudicial

Algunas personas creen que con una limpieza de colon periódica se eliminan los residuos que están pegados a las paredes del colon y que se han ido acumulado con el tiempo a partir de los alimentos que se consumen.
Esta acumulación de residuos supuestamente produce toxinas que entran en la sangre y provocan una variedad de síntomas como cansancio, hinchazón, irritación de la piel, aumento de peso o algunos problemas de salud como depresión, ciertas alergias e incluso cáncer.
¿Puede la limpieza de colon prevenir el cáncer de colon?

¿En qué consiste una limpieza de colon?

Existen dos maneras de limpiar el colon.
Una consiste en tomar laxantes, enemas o tés de hierbas. Cuando estos productos llegan al intestino, provocan la irritación de la mucosa intestinal, dando lugar a deposiciones acuosas. Se supone que esto permitiría liberar los residuos del colon y las toxinas a través de las heces.
Otro procedimiento es la irrigación del colon o hidroterapia de colon. En este caso se limpia el colon introduciendo una gran cantidad de agua en el cuerpo a través de un tubo insertado en el recto. La fuerza y ​​la cantidad del fluido que se introduce pretenden lavar la acumulación de residuos de la pared del colon.

Para prevenir un cáncer de colon lo mejor siempre es una colonoscopia

La limpieza del colon se utilizaba de forma estándar en el siglo 19 como tratamiento y prevención de muchas enfermedades. Los médicos de la época estaban convencidos de su utilidad, pero con el avance de las investigaciones se demostró que la limpieza de colon, no solo no era de ayuda, si no que en algunos casos puede incluso ser muy peligroso.
La limpieza de colon a menudo suele convencer a las personas que están preocupadas por la prevención de enfermedades como el cáncer de colon.
Actualmente la mejor forma de prevenir un cáncer de colon es mediante las pruebas de detección precoz. Pero para algunas personas el hecho de tener que hacerse una colonoscopia puede provocarles angustia, miedo e incluso vergüenza, y prefiere tomar otras formas “alternativas” para prevenir el cáncer de colon.

¿Realmente funciona la limpieza de colon?

La publicidad que se hace de las limpiezas de colon suelen sonar muy creíbles para el público en general.
“Los hábitos de vida, la comida que comemos,… todo esto hace que se formen una serie de residuos que se pegan a las paredes del colon formándose unas toxinas que pueden hacer que se enferme, y causar cáncer de colon”.
Para los partidarios de las limpiezas de colon éstas son la única forma de eliminar estas tóxinas. Sin embargo, ninguna de estas afirmaciones ha sido demostrada a través de estudios científicos.

La limpieza de colon puede llegar a ser peligrosa

El cuerpo tiene sus propios mecanismos para eliminar sustancias nocivas como son el hígado y los riñones. De hecho, la limpieza de colon que se realiza para ayudar a eliminar las toxinas es una práctica innecesaria y potencialmente peligrosa, especialmente la hidroterapia de colon.
  • La limpieza de colon con laxantes, enemas o formulaciones a base de hierbas puede aumentar el riesgo de deshidratarse si la persona no bebe suficientes líquidos.
  • Se puede ver afectados los niveles de electrolitos. Pueden aparecer mareos cuando hay cambios en el nivel de sodio, o calambres y ritmos cardíacos anormales cuando hay unos niveles bajos de potasio.
  • Algunas limpiezas que utilizan formulaciones a base de hierbas podrían provocar afectar al hígado y provocar anemia aplásica.
  • La hidroterapia de colon puede causar calambres abdominales, dolor de estómago, diarrea, náuseas y vómitos.
  • Podrían afectar a la flora intestinal.
  • Las complicaciones más severas pueden incluir la perforación del intestino, infecciones graves, desequilibrios electrolíticos, problemas renales e insuficiencia cardíaca.
Seguir leyendo: 

Añadir comentario