¿Es adecuada la Metformina para tratar la diabetes tipo 2?

La Metformina es la primera opción que se debe elegir para tratar a un paciente con diabetes tipo 2 cuando con una alimentación adecuada y haciendo ejercicio físico no se logra controlar la diabetes.

 

Metformina para personas con diabetes tipo 2

¿Cómo actúa la Metformina?

En las personas que tienen diabetes tipo 2 aunque su páncreas es capaz de producir insulina, ésta no realiza bien su función, por lo tanto, estas personas tienen que producir más cantidad de insulina para controlar los niveles de glucosa en sangre, a esto se le llama resistencia a la insulina.

Esta resistencia a la insulina se produce sobre todo en el hígado, el músculo y el tejido graso donde se necesita más cantidad de insulina para producir el mismo efecto.

La Metformina lo que hace es que mejora la función de la insulina a nivel del hígado y del tejido muscular, sobre todo en ayunas, hace que la insulina sea más eficaz.

 

¿Cómo se metaboliza la Metformina?

La Metformina se absorbe en el intestino, pasa a la sangre y se dirige al hígado y al músculo (donde hace que la insulina actúe mejor) y se elimina por el riñón.

 

¿Por qué es importante saber que la Metformina se elimina por el riñón?

Porque la Metformina no se debe dar a personas que les funcionan mal los riñones, ya que podría dar lugar a complicaciones importantes.

metformina

 

En las personas con diabetes tipo 2 se suele medir la hemoglobina glicosilada que es la cantidad media de azúcar que tiene una persona durante los 3 últimos meses anteriores al análisis.

¿En qué cantidad la Metformina baja esta hemoglobina glicosilada?

Este fármaco actúa muy bien en personas con diabetes tipo 2, es muy potente, y puede bajar entre un 1 y un 2 % esta hemoglobina glicosilada.

 

¿Se puede asociar a otros fármacos?

La Metformina se puede asociar a otros fármacos para potenciar la acción de la insulina y para mejorar el control de la diabetes.

 

¿En qué persona está contraindicado este fármaco?

  • En las personas con insuficiencia renal. Un paciente con un filtrado glomerular menor de 60 ml/min indica que sus riñones no filtran bien, en este caso, estaría totalmente contraindicado su uso, ya que existe el riesgo de producir acidosis láctica que es una complicación muy grave.
  • En personas con insuficiencia hepática, con enfermedades pulmonares tipo EPOC, en personas con problemas con el alcohol, etc.
  • Personas que no lo toleran bien. Hay un 15-20 % de personas que les produce dolores abdominales, diarreas, molestias a nivel digestivo, también les puede producir, aunque son menos frecuentes, disminución de la absorción de vitamina B12, un sabor metálico en la boca, etc.

Si este fármaco no funciona bien se retira y se pone otro.

 

¿Cómo se podrían minimizar estos síntomas?

Empezando con dosis muy bajas y cada 2-3 días ir aumentando hasta llegar a las dosis adecuadas del paciente.

 

Vídeo en el que el Dr Juan Madrid explica si la Metformina es adecuada para las personas que tienen diabetes tipo 2.

Lecturas relacionadas:

 


Añadir comentario