¿Es importante que los niños desayunen para ir al colegio?

Importante no, importantísimo

El desgaste de la noche hay que reponerlo con un buen desayuno.

El niño lleva 8-9 horas durmiendo, y durante esas horas su organismo ha continuado gastando energía. El cerebro, el corazón, el músculo siguen consumiendo glucosa aunque el niño esté durmiendo.

Además, hay que tener en cuenta que el niño va a desarrollar una actividad a lo largo del día.

¿Quieres saber cómo hacer que tu hijo consiga con el desayuno toda la energía que necesita para afrontar el nuevo día?

Es necesario que los niños desayunen

Lo primero: ¿Cuánta energía necesita un niño en el desayuno?

Las calorías totales que necesita un niño al día es de 1000 calorías + 100 calorías por la edad.

Es decir, un niño de 6 años necesitaría 1000 + (100 x 6) = 1600 calorías al día.

Un desayuno debería tener el 25% de las caloría totales que el niño necesita. Un niño de 6 años, necesitaría el 25% x 1600 calorías = 400 calorías

Un ejemplo de desayuno saludable para un niño

Siguiendo el ejemplo del niño de 6 años, que necesita 400 calorías con el desayuno las puede obtener:

  • 1 vaso de leche entera: 250 cm3 tiene 180 calorías
  • 50 gramos de pan: 120 calorías
  • 50 gramos de tomate rallado: 10 calorías
  • 10 gramos de aceite de oliva virgen extra: 90 calorías

 

¿Qué alimentos no debería tomar un niño en el desayuno?

  • Sin azúcar añadido

− No deberíamos ponerle azúcar a la leche

− Si ponemos un preparado de cacao soluble, tipo Cola-Cao o Nesquik, añadirle la cantidad mínima. Estos productos ya contienen una proporción elevadísima de azúcar (entre un 60-80%)

  • Evitar la bollería industrial

  • Evitar la mantequilla y la mermelada

¿Es necesario que los niños desayunen?

¿Se pueden tomar cereales en desayuno?

Los cereales son una de las opciones más frecuentes en el desayuno de los niños, pero hay que tener cuidado.

Dentro de los cereales hay de muchos tipos. Hay cereales con muchísimo azúcar añadido y hay cereales integrales sin azúcar añadido. Lógicamente, los más recomendables son estos últimos.

Hay que evitar los que lleven azúcar añadido, que realmente son los que más les gustan. Lo mejor, evitar comprarlos.

¿Se pueden tomar galletas en desayuno?

Con respecto a las galletas, en el mercado existen opciones muy poco saludables. Hay algunas que llevan mucha cantidad de azúcar y/o aceite de palma por lo que no son nada saludables y se deben evitar.

Las galletas es un alimento bastante hipercalórico, 100 gramos están en torno más de 400 calorías.

Por lo que si utilizamos galletas para el desayuno se debería siempre leer la lista de ingredientes y la información nutricional, y elegir siempre las que se utilizan cereales integralessin azúcares añadidosgrasas buenas que utilizan son aceite de oliva o de girasol alto oleico.

¿La bollería casera es una buena opción?

La mejor opción siempre es la tostada con aceite, pero si se opta por un bizcocho casero también sería aceptable desde el punto de vista nutricional.

Cuando hacemos un bizcocho casero, y utilizamos ingredientes como el aceite de oliva virgen, no abusamos del azúcar o le ponemos edulcorante, huevos y un cereal preferiblemente integral, conseguimos un alimento que puede ser una alternativa aceptable como desayuno.

En el siguiente vídeo, el Dr. Juan Madrid nos explica porqué es tan importante que los niños desayunen:

Lecturas relacionadas:


Añadir comentario